Reseña | Soñar bajo el agua de Libby Page

¡Hola liades! A veces en nuestro camino se cruzan personas que nos hacen cambiar de perspectiva, otras veces son libros. Soñar bajo el agua de Libby Page es una muestra de ello. Gracias a Edición Anticipada por el ejemplar. 

Título: Soñar bajo el agua
Autora: Libby Page
Género: Literatura contemporánea
Editorial: Suma
Fecha de publicación: Junio de 2018
Número de páginas: 400
«Una de las novelas que no pueden faltar en tu lista de lecturas para este año.»

The Independent

Rosemary es una viuda de 86 años que ha vivido en el barrio de Brixton, en Londres, toda su vida. Allí ha visto cómo cerraba la biblioteca en la que trabajaba y cómo la frutería se convertía en un bar de moda. Cuando la piscina local a la que acude desde que era una niña, y en la que se enamoró de su marido, se ve amenazada también, Rosemary sabe que este puede ser el principio del fin.

Kate es una joven reportera del periódico local y desde que se mudó a Londres se encuentra perdida en una ciudad que siente demasiado grande... y demasiado hostil. Pero cuando, con la ayuda de un encantador fotógrafo, Kate investiga un poco en la historia de la piscina de Brixton se da cuenta de que esta es la oportunidad que ha estado esperando.

Porque, juntas, Rosemary y Kate están dispuestas a resistir y a demostrar que la piscina no es solo un lugar para nadar. Es el corazón de una comunidad y harán lo que sea para protegerla.

Porque, para cambiar las cosas, algunas veces tienes que nadar contracorriente.




Libby Page se licenció en periodismo de moda en el London College of Fashion antes de comenzar a trabajar en The Guardian y, posteriormente, en marketing. Libby vive en Londres, donde le encanta descubrir nuevos lugares para nadar al aire libre, su gran pasión después de la escritura. Soñar bajo el agua es su primera novela y los derechos de traducción han sido vendidos a veinticuatro países. La productora Catalyst Global Media ha adquirido también los derechos para su adaptación cinematográfica.



El hilo conductor es el cierre del lugar público de la piscina Brockwell. Debido a los malos presupuestos del ayuntamiento de Londres, este no puede rechazar la oferta de la inmobiliaria “Paradise Living”. Con el proyecto de crear un Gym privado ahí. 

Cuando llueve, la línea que separa el cielo del agua se vuelve difusa. «Arriba» y «abajo» se difuminan y pasan del blanco y el negro a un gris turbio donde todo es agua.

Una joven periodista llamada Kate que suele hacer artículos sobre mascotas perdidas, es asignada a investigar una nota imprimida de forma casera hablando de ello. Este puede ser su primera oportunidad donde publicar una historia en artículos. 

Y si no le gustaba la dirección que estaba tomando el libro, siempre tenía la posibilidad de cerrar sus páginas, respirar hondo y reanudar la lectura cuando estuviera preparada para ello o pasar a otro libro. Pero la vida real no era así. 

La autora de la nota es Rosemary, una octogenaria cuya vida está ligada a la piscina y no está dispuesta a renunciar a ella. Desde su balcón puede verla y cada mañana empieza el día sumergiéndose en sus aguas. 

Eran una pareja, como las comillas que encierran una frase. Encajaban el uno con el otro y mutuamente se ayudaban a sentirse menos temerosos y menos solos. 

Ambas, a pesar de sus diferencias, se hacen buenas amigas. Juntas luchan por el cierre de la piscina, implicando a todos sus vecinos. Esta amistad es muy positiva, tanto para el fin por el que se unen, como para ellas mismas.

Tras este argumento encontramos que la unión hace la fuerza y que se puede ir contra lo que parece una guerra perdida. Luchar por lo que creemos injusto es una de las mejores maneras en las que invertir nuestro tiempo. No solo por nosotros, si no por el futuro.

Se trata de una historia muy actual que refleja la sociedad en la que vivimos. Donde tenemos muchas formas de comunicarnos y en cambio menos nos relacionamos. Se supone que debemos concentrarnos en progresar socialmente y olvidarnos de lo demás.  

También en Soñar bajo el agua toca temas delicados como los ataques de pánico. La soledad de una chica joven en una ciudad donde no conoce a nadie. Poco a poco con la ayuda del ejercicio y la amistad empieza a ver la vida de manera más agradable. 

La idea de la piscina me atrajo mucho y tiene algo de metáfora. Todos allí somos iguales… En los sueños el agua significa las emociones, ¿acaso todos no tenemos las mismas preocupaciones y debemos de aprender a canalizarlas?

La pluma de Libby Page me ha parecido algo nuevo. El libro son 68 capítulos muy cortitos la mayoría, que se leen solos. Sus descripciones son un acierto, escribe una prosa casi poética. Hay una frase que habla del agua y podría ser de su texto.

El sol tiembla como confeti sobre el agua. 

Se ve como ha investigado para relatar la vida de Rosemary y los cambios que ha habido desde la segunda guerra mundial. Por otro lado el aspecto psicológico de kate, como su evolución está muy bien plasmada.

Tiene momentos de humor muy británicos, que consiguieron hacerme reír. Me sorprendió saber que es su primera novela, porque maneja una literatura con un estilo muy personal. Describe tanto los paisajes, como el interior de sus personajes.

Ha sido una novela que he disfrutado muchísimo. Por cierto, el hecho de que mi profesión frustrada fuese periodista hizo que me atrajese más. De muy fácil lectura y con una delicadeza muy fresca. Recomendada a quien le gusten las historias reales, actuales y que llegan al corazón, ¡Quiero una Rosemary en mi vida ya!  

Clara R. Sierra

Blogger literaria especializada en Marketing Digital.

4 comentarios:

  1. Hola!
    Este libro lo leí hace unos meses y me gustó mucho.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  2. Hola me gusto la reseña y me alegra que hayas disfrutado de la lectura. Gracias por la recomendación. Saludos,

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Pues tenía curiosidad por leer tu reseña, ya que en una anterior que leí de esta novela, no le puso muy buena nota. La idea que transmite me parece preciosa, pero creo que no es un tipo de libro que yo disfrutaría. Un añadido es que yo odio las piscinas jajajajaja Esto último es broma.

    ¡Me ha gustado tu reseña! Un placer leerte ;)

    ResponderEliminar
  4. Hola, ya habia escuchado de este libro. Parece muy interesante. Me da gusto que te haya gustado. A ver si le busco luego.

    Saludos :D

    ResponderEliminar

Bienvenid@s a Athalía la lía:

Este post lo escribí para ti, me encantaría saber tu opinión. Si tienes interés en mi respuesta, marca la casilla «Avisarme». Para las iniciativas pon tu URL en el post correspondiente.

¡Gracias por formar parte de mi mundo!